Preston por

Siguiente

17 de Febrero de 2006 Tiempo estimado de lectura: 1,30 minutos.

La vida sigue, tras el periodo erasmus.
A veces caminando por la calle, me parece ver un safety bus, o empleo palabras inglesas, o me giro poruqe alguien me recuerda a quién quedó en Preston. Pienso, joder, aquí no hay rubios, y los españoles me parecen gente más sencilla.

Miro el sol, tan diferente al de aquellas tierras, miro los edificios altos, y me siento protegida.
Al mismo tiempo observo las agencias de viajes, las oportunidades de hacer prácticas en empresas, y siento un agujero, una emoción extraña y atrayente, la curiosidad por conocer otros mundos, otras experiencias, por vivir de diferente manera, otra vez.

De momento estoy muy bien con mi novio, y otra separación en tan poco tiempo sería un pozo de sufrimiento, con él jamás caigo en agujeros, o al menos los siento de forma amortiguada, mi relación con mi chico se ha reforzado tras la marcha, tras habernos echado tanto de menos, tras sabernos juntos, disfrutando al máximo de lo que en los anteriores 4 meses sólo pudimos echar de menos.
Supongo que me toca acabar este blog, aunque la vida erasmus continúe de forma efervescente en detalles de la vida.

Leer el resto de este articulo…

Google Yahoo Technorati Meneame Digg